Carla Estabillo, Movimiento Evita-CTEP: «tenemos que poner en valor todo tipo de trabajo porque no conozco una persona que no trabaje, que no esté registrado es otra cosa»

0
242

La referente del Movimiento Evita y de la CTEP (Confederación de Trabajadores de la Economía Popular) en Las Flores, Carla Estabillo conversó con nuestra Emisora en la mañana de este viernes 8 no laborable.

Empezaron en nuestra ciudad como CTEP a fines del 2015 y como Movimiento Evita aproximadamente en 2018. Siempre existió la Economía Popular pero hoy se puede ver como un formato mas delineado que hace que un trabajador que realiza tales tareas, pueda definirse justamente como eso, como un Trabajador de la Economía Popular.

Este tipo de trabajador es aquel vecino que quedó fuera del sistema o de un capitalismo que no supo contener a toda la clase trabajadora y tuvo que hay que inventarse su propia labor para salir adelante.

En este mundo de la Economía Popular, el 60% son mujeres. Todo trabajo que pareciera que está feminizado como las tareas de cuidado, de limpieza de casas particulares ya van clasificando como trabajos de mujer entonces está también esa “problemática”, a lo que se suma que la mayoría son mujeres madres, que están solas con sus hijos y que en el sistema es muy difícil sostenerse porque no pueden cumplir horarios, no tiene  con quien dejar a sus hijos cuando se enferman, etcétera.

El Estado reconoce a estos trabajadores, que en nuestra comunidad son alrededor de 60 (y tienen pedido de 300), a través del Salario Social Complementario que es la mitad de un Salario Mínimo, Vital y Móvil. Lo que se hace desde el movimiento, es organizar unidades productivas e intentar al menos que la parte que falta para completar el Salario se pueda sacar de ahí.

“También si vamos a los números reales, es muy difícil que una familia pueda vivir con 30 mil pesos”, expresó.

Huerta

Comentó sobre el trabajo que se realiza en la huerta que desarrollan los trabajadores durante la semana (se respetan sábados, domingos y feriados, salvo en temporada alta de mucho calor donde se turnan para garantizar los riesgos que son muy necesarios por la época).

Es un proyecto que se viene manteniendo en el tiempo – aun en momentos complejos de plena pandemia donde tuvieron que dividirse en burbujas y acudir en distintos horarios – y que ha avanzado muchísimo.

Fueron atravesando diversos obstáculos, más que nada en invierno porque aun no cuentan con invernáculos (se va a hacer posible en breve) y las producciones afrontaron heladas, lluvias, las plantas no crecían, se quemaban. Sirve igual porque es producción de alimentos entonces se reparte entre los trabajadores pero no se llegaba al objetivo final dado que nunca hubo un excedente que se pueda vender para obtener un rédito.

En este marco expresó que de todas maneras “si uno mira atrás y hace un balance es mas de un año de trabajo y hoy ves una huerta que está organizada”.

Otras tareas

Hay personas que hacen tareas socio comunitarias, se está armando el sector de infraestructura, hay promotoras sociales que recorren los barrios, continúan con la atención en el Club Toque Toque, a sostener el merendero de Villa Toto y ahora se empieza con el deporte para empezar a pensar en la importancia del deporte popular que contiene, forma, y es tan necesario, casi obligatorio, como consideran.

El trabajo

Desde el espacio se considera que esta mal dicho que los planes se tengan que transformar en trabajo: “no existe que una persona que cobre un plan no trabaje. Por ahí eso se ha vuelto como un mito. (…) Es tan fácil estigmatizar y es tan fácil estigmatizar la pobreza. Me parece que primero tenemos que romper con ese mito, tenemos que poner en valor todo tipo de trabajo porque la verdad no conozco una persona que no trabaje, seguramente esté haciendo algun trabajo, ahora que no esté registrado es otra cosa”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here